Salud


 

La música está relacionada con la inteligencia

Muchos son los estudios que comprueban que la música está íntimamente relacionada con la inteligencia, la forma en que es estudiada es de tal naturaleza que combina diversos factores de manera que integra un aprendizaje muy eficiente. Muchas conexiones neuronales son creadas al estudiar música, como por ejemplo tocar un instrumento musical, o lecciones de canto o piano, desarrollan capacidades cognitivas de manera notable. Cierto es que un bebé desde el vientre materno puede ser influenciado por ciertos ritmos de música, al igual que la misma madre para relajarse o alterarse; es por esa misma razón que anteriormente las tablas de multiplicar se aprendían con cierta tonada, lo que hacía más fácil que la mente almacenara esa información basándose en un ritmo que ayudara a recordar el resto. Nuestro cuerpo por propia naturaleza es rítmico, lo mismo desde el arrullo materno, ciertas notas de armonía llevan nuestra mente a un estado de alerta consciente muy propenso a aprender cosas. La música estimula intensamente las sensaciones en el cuerpo y en la mente, desarrolla otras áreas como pueden ser las matemáticas y la  concentración. Todo esto nos lleva al tan ansiado equilibrio emocional que tanto buscamos. No podemos negar que la música nos transmite diferentes emociones a cada uno, pudiéndola interpretar de muchas formas distintas, y siendo la misma expresión. Indudablemente es placentero escuchar o interpretar la música de nuestra preferencia, y eso nos coloca en un estado intenso de placer, pudiendo ser el estado ideal para abrir nuestros sentidos y aprender todo lo posible a nuestro alrededor. Esperamos que este artículo sea de utilidad para ustedes y que puedan hacer uso de diversas...

La inteligencia emocional

La inteligencia emocional (IE) es la capacidad que tiene una persona de manejar, entender, seleccionar y trabajar sus emociones; con eficiencia y generando resultados positivos. La Inteligencia emocional, se compone de habilidades, que pueden estar o no desarrolladas. Lo importante es identificarlas y trabajarlas para crecer en ellas. Existen tres habilidades que al desarrollarlas, es posible conseguir un buen nivel de Inteligencia emocional. Con el tiempo podrán desarrollarse más de ellas. Características – El autoconocimiento y autocontrol de las emociones. Una persona que se enoja rápidamente, que se pone triste con frecuencia o que no controla sus impulsos, no manifiesta un buen nivel de IE, El enojo es una emoción negativa que se alimenta a sí misma en respuesta a alguna amenaza percibida contra nuestra persona, ya sea amenaza de tipo físico o emocional. Nos coloca en un círculo vicioso ya que a medida que más lo pensamos mayor es la razón que creemos tener en sentirnos así; anulando toda razón y provocando en nosotros las respuestas más primitivas en nuestro cerebro. Por otra parte la tristeza se manifiesta de manera similar, si nos sentimos tristes, tendemos a buscar soledad en esos momentos, cuando en realidad es lo que menos necesitamos. La soledad solo nos hará sentirnos más vacíos y tristes. Aquí es donde la IE hace su trabajo, para romper con los círculos en ambos casos y permitirnos salir de esas emociones y cambiar nuestros estados de ánimo para bien nuestro. El Dr. Dolf Zillman, psicólogo de la Universidad de Alabama, dice que en el caso del enojo es posible romper el círculo cambiando nuestro foco de atención...

Dejar ir el estrés: No hay nada a qué aferrarse

El estrés contribuye a problemas de salud, infelicidad, depresión, problemas de pareja, y mucho más. Siempre vamos a tener algo de estrés en nuestras vidas, pero ¿cómo podemos manejarlo? Por: Leo Babauta Encontrar la causa, y trabajar para resolver esa causa. En mi experiencia, he encontrado que la causa fundamental de la tensión es aferrarse a las cosas. Nos aferramos a la esperanza de que las cosas vayan como esperábamos o planeamos, y luego nos estresamos tratando de hacer que así suceda, o nos frustra cuando no lo logramos. El aferrarse a las cosas causa nuestro estrés y frustraciones. Entonces, ¿cómo podemos dejar de aferrarnos? Al darnos cuenta de que no hay nada a qué aferrarse. Que todo es cambiante, nada es permanente, todo evoluciona, al igual que nosotros mismos. Lo que podemos hacer hoy para detectar el estrés: Preguntarnos lo que nos está estresando hoy. Preguntarnos a qué nos estamos aferrando. Imaginemos que las causas que nos estresan no existen. ¿Cómo cambia esto las cosas? Te invitamos a conocer más sobre el autor en: http://zenhabits.net/ y puedes leer la versión original en...

Una manera de combatir el estrés es con Empatía

¿Cuántas veces hemos estado preocupados por algún asunto de trabajo, por un amigo o tal vez por un ser querido y al preguntar si todo está bien…? se obtiene una simple respuesta: “Todo esta bien, sólo estoy estresado”, como si no hubiera nada de qué preocuparse. ¿en verdad no hay nada de qué preocuparse?
A menudo usamos las palabras “estoy estresado” casualmente en nuestras conversaciones cotidianas, con poco reconocimiento de los efectos adversos del estrés en nuestras vidas. Pero la evidencia sugiere que deberíamos de poner mucha más atención por nuestros niveles de estrés en los que podemos encontrarnos.

Busquemos una vida sana

Recientemente un tema que está en todos los noticieros, redes sociales y en boca de muchos ambientalistas y ciudadanos interesados en tener un planeta mucho mejor y conservar lo poco que nos queda, es el Acuerdo de París y la salida de Los Estados Unidos de Trump.un